Bundy_FLA_8179Por los comentarios vertidos por profesores de los que Ted había sido alumno en la Universidad, se puede inferir que tenía un alto cociente intelectual. Era una persona implicada en la vida social, participando en una línea telefónica de apoyo a víctimas y en la vida política apoyando la candidatura republicana a las elecciones presidenciales.

Tenía una apariencia física atractiva, con buena presencia, además de ser una persona carismática que se expresaba de una manera elocuente.

Varios fueron los exámenes psiquiatras a los que fue sometido Ted Bundy, sin que exista una conclusión uniforme acerca de la posible patología que pudiera sufrir; Dorothy Otnow Lewis, profesora de Psiquiatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nueva York, lo diagnosticó de trastorno bipolar, retractándose después para afirmar que sufría un trastorno de personalidad múltiple. Otros profesionales que estudiaron a Bundy, lo consideraron un caso especial, era sádico, necrófilo, carente de sentimiento de culpa y con la necesidad de hacer daño a otros para obtener placer sexual.

Cuando intentas categorizar a una persona o un hecho, no se cumplen todas y cada una de las características de esa categoría, es decir, las puede tener en mayor o menor grado, a este respecto y como curiosidad, la mayoría de las pruebas apuntaban que Ted Bundy tenía Trastorno antisocial de la personalidad, identificándolo como psicópata, la Doctora Lewis finalmente concluyó que la sociedad se encontraba ante un psicópata. Esta, advertía que la mayoría de los sociópatas no son demostrablemente psicóticos, que pueden distinguir fácilmente el bien del mal, pero que esta habilidad tiene un efecto mínimo en su comportamiento, careciendo de culpa o remordimiento, y aquí el dato curioso, Lewis comentaba que siempre le decía a sus estudiantes que si encontraban un verdadero psicópata les invitaría a cenar, pues bien, en este caso afirmó lo siguiente: “Nunca pensé que existieran… pero creo que Ted pudo haber sido uno, un verdadero psicópata, sin ningún remordimiento o empatía en absoluto”

Otras conductas disfuncionales cometidas eran los hurtos, lo que le ocasionó algún enfrentamiento con la ley. Usaba repetidamente la mentira. Y sus parejas se quejaban de que era una persona impulsiva y en muchas ocasiones agresiva.

Abusaba del alcohol, sustancia que usaba en la comisión de muchos de sus crímenes.

Finalmente admitió sus delitos, es más, colaboró en la localización de muchas de sus víctimas, personalmente pienso que más bien como forma de eludir su sentencia a muerte que por un sentimiento de culpa o arrepentimiento, en la última entrevista que se le realizo manifestó “La culpa no soluciona nada. Supongo que estoy en la envidiable posición de no tener que lidiar con la culpa”

En todos sus actos había intención de violar y matar, eran hechos dolosos.

Se le podría considerar un tipo de asesino serial mixto, aunque la mayor parte de las veces encajaba en la tipología de organizado, atendiendo a Soto (2014) se aprecian índices de perfeccionamiento según avanza en su carrera criminal, se va profesionalizando, mejorando sus técnicas, ayudado por sus conocimientos universitarios aportados en la carrera de Derecho; reuniendo la mayor parte de las características principales de estos; planificación del crimen, adecuadas capacidades intelectuales, sociales y verbales, víctimas desconocidas seleccionadas bajo un criterio uniforme… etc.

Haciendo un intento de clasificar a Ted Bundy se podría decir que en base a la motivación (M.L. Cohen, T. Seghorn y W. Calmas) nos encontramos ante un Violador de agresión desplazada; la víctima es una completa desconocida, la elige con el fin de humillarla y vejarla, en definitiva vengarse de las mueres (Su madre y su primer amor). En función del nivel de impulsividad y de la motivación (Prenty, Cohen y Seghorn), se podría afirmar que sus ataques son de una alta impulsividad, es un agresor expresivo, sádico y motivado por ira desplazada.

Autor Imagen: Bundy in 1979. Autor; Florida Department of Corrections.
Bibliografía: RULE, Ann. The stranger beside me. Planet Ann Rule, 2012. 
Informe desclasificado del FBI sobre Ted Bundy. https://vault.fbi.gov/Ted%20Bundy%20 [Consulta: 8/01/2016]
Otras entradas relacionadas:

Ted Bundy, un asesino en serie.

Entrevista a Ted Bundy.