“El buen legislador debe preocuparse más por prevenir el delito que por castigarlo.”

Charles Louis de Secondat “Montesquieu” (1689 – 1555)