Error 451

Cuando una página web es bloqueada por orden judicial al infringir alguna ley y la web se encuentra hospedada en el país, el juzgado contacta con la empresa que proporciona el alojamiento con el fin de bloquear la web, por el contrario si la página web se encuentra alojada en el extranjero el juzgado u organismo contacta con las operadoras del país para que bloqueen cualquier petición de acceso a la web bloqueada.

Hasta este momento si por alguna razón se intentaba acceder a una web bloqueada por orden judicial muchas veces simplemente aparecía el mensaje “Esta página web no está disponible” como si la web no existiera o hubiera desaparecido, otras veces muestra el “Error 403 Forbidden” (acceso prohibido) no dejando claro para el internauta cuál es la razón de no poder acceder a la web.

El Internet Engineering Steering Group (I.E.S.G.) es un grupo de colaboración entre diferentes ingenieros de todo el mundo que supervisan y actualizan las normas que regulan el funcionamiento de Internet, los cuales llegaron a la conclusión que el “Error 403 Forbidden” no daba suficiente información, ya que el bloqueo podía ser obra del administrador de la web, de la empresa de hosting o por otro factor, comenzando en el año 2013 a realizar el borrador de lo que finalmente sería el “Error 451” recientemente aprobado.

El I.E.S.G. aprobó el nuevo “Error 451” dentro del protocolo HTTP con el fin de que las personas que intenten acceder a una web que se encuentre bloqueada por razones legales conozcan este extremo.

Según lo estipulado por el I.E.S.G. el “Error 451” tendrá que indicar cierta información, con el fin de indicar que la web a la que se intenta acceder fue bloqueada por orden judicial o por incumplir una ley estatal y teniendo que incluir una explicación acerca de quien ordeno el cierre, la legislación que incumple y el motivo.

Aunque el I.E.S.G. es la entidad que crea el estándar HTTP a nivel mundial, el uso del “Error 451” tiene que ser aceptado por cada estado y según ha dicho Mark Nottingham (Presidente del I.E.S.G): “En algunas jurisdicciones, sospecho que los gobiernos censores no permitirán el uso de 451, para ocultar lo que están haciendo”.

Como curiosidad, cabe reseñar que el nombre viene de la novela distópica Fahrenheit 451 de Ray Bradbury, cuyo titulo hace referencia a la temperatura a la que arde el papel y en la cual los libros se encuentran prohibidos por orden del gobierno, siendo la misión de los bomberos quemarlos ya que leerlos favorecen la disparidad y diversidad de opiniones, impidiendo a los habitantes ser felices.

Referencias:

Internet Engineering Steering Group: An HTTP Status Code to Report Legal Obstacles
Artículo de Mark Nottingham publicado en mnot's blog