Categoría: Criminalística (página 1 de 3)

Ciencia Vs. Crimen

El objetivo principal en cualquier investigación policial, es identificar al autor de los hechos, establecer la autoría y finalmente, poner a disposición Judicial al presunto culpable. Para ello, los cuerpos de seguridad cuentan, cada día más, con nuevas herramientas, y por supuesto, con la ciencia.

En la escena del crimen, el malhechor deja vestigios, unas veces de manera consciente y otras no, los cuales serán localizados por los investigadores para mediante su análisis científico, establecer el qué, el cómo, el porqué y el quién…

Un ejemplo podría ser el análisis del ADN localizado en una escena del crimen, el cual establece una certera relación entre el criminal y el lugar donde acontecieron los hechos.

Las distintas disciplinas que nutren la actividad policial, como la criminología, psicología, criminalística… se presentan como herramientas fundamentales que en su conjunto, integran la ciencia policial.

El principio fundamental de las ciencias forenses es el principio de intercambio (exchange principle), tambien conocido como el principio Locard en honor del Dr. Edmon Locard quien lo formuló. De hecho, Locard fundó el primer laboratorio forense en 1910 en Lyon [1].

Según Locard, cuando un criminal comete un hecho delictivo, siempre deja rastros (cabellos, células epiteliales, materia microscópica de otro tipo…), de su interacción  en el lugar donde este acontece, además de llevarse consigo algo de la escena, lo que permite a los expertos, recrear los acontecimientos.

Se pueden establecer dos tipos de evidencias; las evidencias directas, son aquellas que muestran la existencia de los hechos, bien por medio de un testigo de los hechos o por una grabación y las evidencias indirectas o circunstanciales, las cuales no son probatorias pero si son analizadas, pueden establecer la participación de un sospechoso en un hecho determinado, siendo las evidencias más comunes las siguientes:

  • Impresiones dactilares latentes.
  • Cabello humano.
  • Fibras textiles.
  • Huellas de herramientas utilizadas.
  • Huellas de pisadas humanas, de animales, de neumáticos.
  • Huellas de sangre.

En muchos países es la Policía Científica, sección dentro de los Cuerpos de Seguridad estatales, la encargada de la investigación criminal mediante el método científico. Compuesta por funcionarios del cuerpo policial, con formación superior en psicología, medicina, física, química, biología… además de la formación específica en técnicas de investigación criminal.

Por citar un ejemplo de la importancia de la ciencia aplicada a la investigación criminal, os mostramos el caso del “Asesino de Green River”, al que se le atribuyen la comisión de 48 asesinatos, en el estado de Washington, durante las décadas de los años 80 y 90.

Gary Ridgway (imagen) asesino de prostitutas, fue identificado en el año 1983 y considerado sospechoso de los crímenes, en Dominio pùblicoel año 1987 se logró recoger muestras de ADN de Gary, pero en aquellos tiempos la tecnología disponible no permitía establecer una conexión directa con los asesinatos.

Ya en el año 2001, los avances en el análisis de ADN lograron incriminar a Gary Ridgway, quien esta vez, confesó los asesinatos, declarándose culpable, siendo condenado a 49 cadenas perpetuas.

Sin más, os dejamos este enlace, el primer capítulo de “Ciencia Forense”, una docuficción producida por TVE que reconstruye, a modo de thriller, casos de criminología forense.

Bibliografía:

[1]LALINDE-PULIDO, Juan G., et al. Aplicaciones forenses del NTP: En busca del tiempo perdido.

Hans‐Gerd, Jaschke. La Ciencia Policial, enfoque Europeo. European Police College. 2008, CEPOL, p. 1-10.

ALVAREZ, Jairo Enrique Suárez. Avances de la Ciencia de Policía en América Latina. Revista Brasileira de Ciências Policiais, 2010, vol. 1, no 1, p. 21-80.

Imágenes:

Autor imagen 1: quimono
Autor imagen 2: markusspiske
Autor imagen 3: Unbekannt
Autor imagen 4: King County Sheriff's Office

 

Wikicrimes, un mapeado del crimen.

police-862341_1920

Creada por Vasco Furtado, ingeniero de sistemas brasileño, profesor titular de la Universidad de Fortaleza en donde coordina la célula de Ingeniería del Conocimiento, Wikicrimes es un espacio web donde los usuarios pueden consignar las zonas de comisión de delitos con la finalidad de prevenirlos.

Cualquier usuario de este sitio, puede registrar los hechos delictivos de los que tenga conocimiento, señalando el lugar en el que suceden, la fecha y hora, así como las personas implicadas y la existencia de testigos. Para ello, lo primero es identificarse como usuario, en el enlace que aparece en la esquina superior derecha de la pantalla.

Captura de pantalla 2017-02-08 a las 13.26.51

Parece ser que la idea principal es complementar la información oficial acerca de los delitos que se cometen en una zona determinada. Según información aportada en esta sitio web, el mapeo del crimen permite identificar las áreas de peligro para informar a los ciudadanos. Por otra parte, hay voces que indican que esto podría generar una alarma innecesaria en la ciudadanía, además de hacer públicos unos datos que podrían perjudicar el trabajo a las fuerzas de seguridad.

Otro problema puede surgir atendiendo a la veracidad de los datos añadidos a la web, es que la información añadida por los usuarios no se puede comprobar, aunque si contrastar con otras informaciones aportadas acerca del mismo hecho.

Funcionamiento.

Lo primero que hacemos al acceder al Wikicrimes, es seleccionar la zona donde queremos ver los delitos. En la parte superior de la pantalla se puede acceder directamente a la ubicación deseada. Puede utilizarse en cualquier parte del mundo, en cualquier ciudad, calle e incluso un número concreto de la misma. Otra forma es accionando los botones de zoom de la izquierdaCaptura de pantalla 2017-02-08 a las 14.02.37 del mapa, y una vez en la posición deseada, seleccionando los crímenes en el lado derecho de los botones de la pantalla, de puede discriminar por distintos criterios, como el tipo de delito, horarios de incidencia o fechas específicas.

Os dejamos con una presentación realizada por el profesor Furtado en TEDxSudeste.

Autoría imágenes:

Imagen 1: Geralt. Creative Commons

Imagen 2 y 3:  Wikicrimes.org

Escopolamina, sumisión química, la droga que anula la voluntad.

burundanga

También llamada hiosciamina, más conocida por su nombre popular, “Burundanga”, es una denominación de origen afrocubano que significa bebedizo.

Pertenece a la familia de los alcaloides tropanos. Produce un efecto anticolinérgico, es decir, reduce o anula los efectos producidos por la acetilcolina, un neurotransmisor, en el sistema central y periférico, actuando como depresor de las terminaciones nerviosas y del cerebro. Su máximo efecto se produce entre la primera y segunda hora de ingesta.

Leer más →

Las desapariciones de personas en España

puzzle-693865_960_720

Podría definirse como persona desaparecida, aquella de las que sus familiares no tienen noticias, desconociendo su paradero y si esta se encuentra viva o no.

A la hora de interponer denuncia acerca de una persona desaparecida, las primeras 72 horas son muy importantes, ya que a medida que transcurre el tiempo se pueden destruir pruebas, perderse testimonios de testigos… en contra de la creencia de la necesidad de esperar 24 horas. Además, es importante tener preparada cierta información para facilitársela a los Cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado: Leer más →

¿Que es la lofoscopia?. Historia y definición.

800px-fingerprints_taken_by_william_james_herschel_1859-1860
Lofoscopia proviene de los vocablos griegos ¨Lofos¨, cresta o relieve y ¨Skopia” Observar, es decir, la observación de crestas papilares. Es Florentino Santamaría Beltrán, quien propuso el sistema de identificación de impresiones quiroscópicas, con el fin de tener herramientas para el análisis de huellas reveladas y fijadas en el lugar de los hechos o vinculados a actividades criminales.

Se trata de la ciencia que tiene por objeto el estudio de los relieves epidérmicos conocidos como lofogramas. Estos, se localizan en las yemas de los dedos, en la cara palmar de las manos y en la cara plantar de los pies.

Se pueden clasificar en:

Lofogramas naturales: Son los dibujos que existen y se pueden observar en las falanges de los dedos, palmas de las manos y en las plantas de los pies.

Lofogramas artificiales: Dibujos impresos obtenidos mediante el entintado e impresión de los dibujos naturales.

Lofogramas latentes: Son los dibujos generalmente invisibles dejados de forma involuntaria por contacto de las palmas de las manos, dedos o pies sobre una superficie.

A lo largo de la historia, fue surgiendo la necesidad de identificar a las personas, siendo el método más antiguo la descripción morfológica, si bien es un sistema poco preciso. La lofoscopia es uno de los métodos más precisos de identificación debido a sus cualidades, ya que los dibujos papilares son inmutables, perennes y diversiformes.

La lofoscopia se clasifica en tres secciones:

Dactiloscopia: es el procedimiento técnico que tiene por objeto el examen de los dibujos digitales denominados dactilogramas.

Quiroscopia: es la parte de la lofoscopia que se dedica al estudio de los dibujos de crestas papilares en las palmas de las manos, su dibujo se denomina quirograma.

Pelmatoscopia: se dedica al estudio de los dibujos de las plantas de los pies, denominados pelmatogramas.

Os dejamos este enlace en el que hacen una reseña histórica de dactiloscopia.

Referencias:
LEAL JIMENEZ, José Vicente. Lofoscopia. 2015.
MEDINA SÁNCHEZ, Jean Carlo. La identificación humana por medio de la lofoscopia dentro del proceso penal. 2016. Tesis de Licenciatura.

Imagen: Wikimedia. Licencia C.C.

Novedades más significativas en la Ley de Enjuiciamiento Criminal

Martillo Public domainSegún el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española,  “imputado” es un adjetivo que se refiere a aquella persona contra quien se dirige un proceso penal.

Las medidas que se preven  en la legislación procesal española, están dirigidas a proteger los derechos de la persona contra la que se dirige el proceso panal garantizando de esta manera su derecho de defensa.

El hecho de ejercitar la imputación de una persona en un procedimiento, no debiera ejercer una definición negativa sobre aquella. Es más, el hecho de obtener la calificación de imputado, garantiza que durante el proceso, la persona goce de la máxima protección de sus derechos fundamentales.

El cambio de la denominación de imputado a investigado, no significa un cambio en su situación procesal. La reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim), modificada el 6 de octubre de 2015,  sustituye el término “imputado” por el de “investigado”, en la fase de instrucción, que pasará a denominarse “encausado” tras el auto formal de acusación.

Por otra parte, la reforma de la norma introdujo una serie de novedades, entre las que caben destacar las siguientes:

  • Se limita la instrucción a seis meses para las causas sencillas y 18 meses para las complejas, prorrogables por igual periodo. La ampliación podrá ser solicitada por el fiscal, la acusación popular, acusación particular, defensa y Abogacía del Estado, pero no por el juez de instrucción. La limitación comenzará a aplicarse a los sumarios ya abiertos, pero para el cómputo de los plazos no se tendrá en cuenta el tiempo ya transcurrido de instrucción, es decir, el contador empezará de cero para el caso Púnica, los ERE de Andalucía, Bankia, etc.
  • Separación de las piezas en los llamados macroprocesos, de manera que se instruirá una causa por cada delito.
  • Los jueces deberán justificar en un auto la detención incomunicada de los detenidos quienes serán sometidos a dos revisiones médicas cada 24 horas para comprobar su estado psíquico y físico. Además, los menores de 16 años no podrán ser sometidos al régimen de detención incomunicada.
  • Se regula por primera vez el registro y la intervención de las comunicaciones telefónicas y telemáticas como los SMS y el correo electrónico. También se podrán interceptar los mensajes de Whatsapp. Siempre será necesario contar con autorización judicial. Además, el juez podrá autorizar la utilización de claves, códigos y un software de vigilancia (troyanos) en un ordenador, teléfono móvil o dispositivo electrónico sin que el titular tenga conocimiento de que están siendo examinados.
  • Se introduce un artículo que regula la protección de la imagen, el honor y la intimidad de las personas durante una detención. Para ello las fuerzas de seguridad podrán adoptar las “medidas necesarias” para acabar así con las denominadas ‘penas de telediario’ que sufren muchas personas antes de ser juzgadas.
  •  El texto introduce la figura del agente encubierto en Internet que podrá investigar en la red mediante el uso de una identidad falsa.
  • Los atestados policiales sin autor conocido no supondrán la apertura de diligencias en los Juzgados, sino que tendrán un carácter administrativo.
  • Se amplía la figura del decomiso para poder actuar contra todo el patrimonio de un penado, es decir, para recoger todos los bienes del condenado con el fin de recuperar el dinero defraudado como consecuencia de los delitos.
  • Los tribunales superiores de Justicia revisarán en apelación las sentencias dictadas por las audiencias provinciales. La Sala de Apelación de la Audiencia Nacional será la que se ocupe de las dictadas por este tribunal, en lugar de hacerlo el Supremo.

 

Refencias.

Ley de Enjuiciamiento Criminal

Autor Imagen: Succo, Licencia CC.